viernes, 25 de enero de 2013

RAYUELA

El 2013 y 2014 serán años de homenajes en diversos países y de reediciones de la obra cortazariana

La emblemática novela Rayuela de Julio Cortázar cumple 50 años

La primera edición apareció en junio de 1963. El 25 de agosto de 2014 se cumplirán, además, 100 años del nacimiento del autor. La editorial Alfaguara reedita su obra completa y lanza la compilación Cortázar en Berkeley

1 2 3 4 5
La Maga, Rocamadour, son nombres que salieron de las páginas de una novela para ser citados, invocados, recreados en otros espacios y productos culturales. Personajes que vivieron sus vidas también fuera de la historia y que son reconocibles aun entre un universo de lectores que jamás leyó Rayuela. Es que sucedió como pasa con otras obras literarias que marcan un momento histórico y cuyo valor no se debate ni entre propios ni ajenos. Una novela que se considera icónica del llamado boom latinoamericano y que encumbró a su autor, Julio Cortázar, fronteras afuera de Argentina. 2013 y 2014 serán años en los que se hable mucho de este autor. En junio se cumplen 50 años de la primera edición de esta novela –ocurrida en junio de 1963– y será un aniversario que vendrá acompañado de homenajes y de la reedición completa de su obra, que comenzará en febrero hasta llegar al 26 de agosto de 2014, cuando se celebre el centenario de su natalicio.
Cortázar había dicho sobre Rayuela que es "de alguna manera, la experiencia de toda una vida y la tentativa de llevarla a la escritura". Una novela que marcó un momento por la originalidad de su formato, por la riqueza de estilo que en algunos pasajes plasma el surrealismo, algo que en el momento de su escritura era vanguardia en obras literarias. Fue incluida en la lista de las cien mejores novelas en español del siglo XX por el periódico español El Mundo.
En el marco de conmemorarlo, el sello Alfaguara pondrá a disposición de los lectores toda la obra de Cortázar. En febrero, se reeditará Octaedro, Un tal Lucas y Alguien que anda por ahí. Este último es un libro que no se había vuelto a publicar. Entre los lanzamientos que siguen, en marzo se reeditará 62/Modelo para armar, Deshoras y Queremos tanto a Glenda.
En junio, se lanzará una edición conmemorativa de Rayuela de tapa dura. Y el libro Cortázar en Berkeley con una compilación de sus discursos en esa universidad californiana en 1980. "Esperamos llegar al centenario del natalicio de Cortázar en 2014 con toda su obra disponible para los lectores", explicaron los editores de esta casa a Tiempo Argentino.
Rayuela tiene un total de 155 capítulos, que pueden ser leídos de distintas maneras. Desde la primera página, correlativo hasta el capítulo 56. O con el "Tablero de dirección", que propone una lectura que saltea y alterna capítulos, formando un collage en el que no faltan textos de otros autores. A estas se suma una lectura en "el orden que el lector desee". Una estructura que Cortázar también exploró en 62/Modelo para armar.
También por el medio siglo de Rayuela, la Fundación Juan March de Madrid, donde se encuentra la biblioteca personal del escritor donada por su albacea Aurora Bernárdez, está terminando su proceso de digitalización que estará disponible en Internet. Porque también se cumplen 20 años de esta donación que Bernárdez hiciera a esta fundación.
En Buenos Aires habrá homenajes y celebraciones, entre ellas, en junio se le colocará el nombre "Rayuela" a la Plaza del Lector, donde se encuentra la Biblioteca Nacional y el Museo del Libro y de la Lengua, en avenida Las Heras y Agüero.
La historia alrededor de esta novela cuenta que Julio Cortázar tenía pensado titular al libro Mandala. Las diferentes culturas coinciden en que conduce hacia el camino a la unidad del ser y ese nombre quería hacer referencia a esa búsqueda. Sin embargo, titularlo de esa manera "le sonaba pretencioso" y decidió llamarlo Rayuela. A la vez se comenta, de forma alegórica, esa facilidad con la que uno alcanza "el Cielo" en el juego de la Rayuela, siendo el Cielo esa quimera autoimpuesta de buscar siempre algo que no está seguro qué es.
"Puede que Rayuela no fuera un éxito de ventas, pero Cortázar gozó a partir de entonces de un inmenso prestigio en el mundo literario francés", explicó el responsable de la sección latinoamericana de la casa de edición Gallimard, Gustavo Guerrero. Editorial que publicó en Francia a la novela.
Cortázar, que en 1951 aterrizó en París para trabajar como traductor en la UNESCO, se quedó, fue naturalizado por el presidente François Mitterrand en 1981 y acabó reposando en el cementerio de Montparnasse, pese a haber afirmado con frecuencia que vivir en Francia le había hecho descubrir hasta qué punto se sentía latinoamericano.
La aparición de Rayuela fue una revolución dentro de la novelística en lengua española. Por primera vez un escritor hispanoamericano transgredía el orden tradicional de una historia y su lenguaje. Tuvo como resultado este libro dispuesto a múltiples lecturas, de una originalidad que dio qué hablar tanto a encumbrados círculos literarios como a quienes la conocieron de mentas, por su fama.
Fue traducida, entre otros idiomas, al inglés, italiano, sueco, polaco, portugués, francés, alemán, holandés, rumano y noruego. Además del "Año Rayuela" en España, habrá otras celebraciones en París y Nueva York. «

No hay comentarios:

Publicar un comentario